domingo, 2 de septiembre de 2018

Tras las mariposas del Curavacas

A comienzos de agosto Juan Pardo, Gonzalo Pardo y un servidor nos embarcamos en una salida de dos días por el macizo del Curavacas en busca de algunas de las mariposas tanto diurnas como nocturnas de este espectacular entorno.

Pico Curavacas

Llegamos a Vidrieros y decidimos acampar ya en la base del pico, donde después de cenar nos animamos a encender un rato la bombilla de vapor de mercurio y con ello optar a ver especies que difícilmente encontraríamos de otra manera.

A la luz de la bombilla...


A pesar de las humildes condiciones del "escenario" disfrutamos de lo lindo, pues además de los típicos geométridos y noctuidos también cayeron varios notodóntidos, árctidos y la estrella de la noche: una Gastropacha quercifolia.

Ourapterix sambucaria

Gastropacha quercifolia

Furcula bifida

Notodonta dromedarius

Cilix glaucata

Arctia caja

Chelis maculosa

Tras esa noche de polillas y de lluvia de Perseidas, ya con las primeras luces del alba, emprendimos el rumbo hacia la cima del pico Curavacas por su vertiente sur. La temperatura aún era muy baja y durante las primeras horas no hubo movimiento de lepidópteros, aunque sí encontramos alguno descansando en la vegetación, incluyendo entre ellos un bonito ejemplar de Erebia palarica.

Hacia el Curavacas...

Zygaena lonicerae ?

Zygaena loti

Oruga de Orgya aurolimbata

Crisálidas de Heterogynis sp.

Montañesa gigante o cantábrica (Erebia palarica)

 Proseguimos nuestra ascensión cruzándonos en nuestro camino con varios ciervos, un excremento de lobo y algunos de los pajarillos más madrugadores...

Pico Curavacas

Excremento de Lobo ibérico (Canis lupus signatus)



Cuando finalmente alcanzamos el Paso de La Llana comenzó el desfile de las erebias... Las Erebia lefebvrei se portaron más o menos bien, seguidas por una Erebia epiphron y alguna que otra Erebia cassioides.


Montañesa azabache (Erebia lefebvrei)

Montañesa ojitos (Erebia epiphron)

Montañesa concéntrica (Erebia cassioides)

Pero la protagonista indiscutida del viaje fue la Erebia gorge, especie que sólo se había citado por primera vez en Palencia hace dos años en este mismo enclave, y de la cual acabamos encontrando varios ejemplares... ¡Una joya!

Montañesa sublime (Erebia gorge)

En la cima no faltaron acentores alpinos de diferentes edades ni tampoco un grupillo de cabras montesas, además de unas vistas soberbias del resto de las cimas importantes de la Montaña Palentina, tales como el Espigüete, Peña Prieta, Peña Redonda e incluso los cercanos Picos de Europa.


Acentor alpino (Prunella collaris), joven

Acentor alpino (Prunella collaris), adulto

Cabras montesas (Capra pyrenaica)​

En la cima del Pico Curavacas (2520 msnm)

Pico Espigüete (2450 msnm)

Peña Prieta (2539 msnm)

Ahora nos esperaba un precario descenso por la cara norte para llegar al Pozo Curavacas, nuestra próxima escala. Mientras tanto seguimos viendo más erebias de las previamente citadas además de otras mariposas de gran interés, como
Ptilocephala moncaunella, perteneciente a la rara y peculiar familia Psychidae.

Pozo Curavacas y lagunas asociadas

Ptilocephala moncaunella

Manto de púrpura (Lycaena alciphron)

Uno de los más frecuentes del día fue el árctido Setina flavicans, cuyas orugas se alimentan de Xanthoria parietina y otros líquenes que recubren las rocas.

Setina flavicans

Entre el resto de la fauna observada durante la bajada destacan los rebecos cantábricos y un saltamontes áptero endémico de nuestras montañas del que ya he hablado alguna que otra vez en el blog...

Podisma carpetana ssp. ignatii

Restos de Chova piquirroja (Pyrrhocorax pyrrhocorax) depredada por Águila real (Aquila chrysaetos)

Rebecos cantábricos (Rupicapra pyrenaica parva)

No perdimos la oportunidad de acercarnos a las orillas de las lagunas glaciares que nos ibamos encontrando de camino al Pozo, donde además de diferentes anfibios de montaña también encontramos varias larvas de la libélula Aeshna juncea, habiendo descubierto con ello el segundo punto de reproducción conocido en Palencia para la especie.


Tritón alpino (Ichthyosaura alpestris)

Tritón alpino (Ichthyosaura alpestris) y renacuajo de Rana bermeja (Rana temporaria)

Rana bermeja (Rana temporaria)

Volviendo a las mariposas también nos topamos con dos pequeños tesoros de la alta montaña cantábrica: la Parnassius apollo y la Boloria pales. Además pudimos apuntarnos una Erebia meolans, nuestra sexta especie de erebia del día...

Apolo (Parnassius apollo)

Perlada alpina (Boloria pales)

Montañesa de banda larga (Erebia meolans)

Una vez en el Pozo Curavacas aprovechamos para descansar, refrescarnos y comer el bien merecido bocadillo. La pausa fue relativa, ya que continuábamos sin perder detalle de los lepidópteros que revoloteaban a nuestro alrededor, aunque las especies por aquí ya resultaron más "normalitas"...

Pozo Curavacas

Manto de oro (Lycaena virgaureae)

Adipe (Argynnis adippe)

Rey moro (Brintesia circe)

Abraxas grossulariata

No nos fuimos sin ver un par de machos adultos de la ya mencionada libélula Aeshna juncea; uno en el punto donde el año pasado Miguel Rodríguez y yo citamos la especie por primera vez en la provincia (ver aquí) y otro el de la foto, inmortalizado al comienzo de tomar la senda del valle de Pineda.

Aeshna juncea

Por tanto el camino de vuelta lo realizamos por el valle de Pineda, esperándonos todavía más de 20 kilómetros para regresar de nuevo a Vidrieros.
Una joven águila real reclamando sobre nuestras cabezas fue la encargada de insuflarnos el último chute de energía que necesitábamos para poder terminar.


Águila real (Aquila chrysaetos)

Inevitablemente nos alcanzó la noche y los últimos kilómetros nos tocó hacerlos con el frontral encendido, sumándonos algún animalillo más antes de llegar.

Arañas lobo (Hogna radiata)

Sapo común (Bufo spinosus)

Y así es como le pusimos punto y final a esta larguísima ruta, tan ambiciosa como productiva... ¡Espero que os haya gustado!

Gracias por visitar el blog.


7 comentarios:

  1. Una ruta fantástica y con muy buenas experiencias, me encantó!!!
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Hola Alberto,
    como siempre mostrándonos tanta biodiversidad,
    Enhorabuena por esta entrada tan completa.

    Un Saludo desde León

    ResponderEliminar
  3. Preciosa entrada y recorrido con un gran y un mini expertos, aparte de ti, por supuesto. Enorme variedad que sorprende y fascina. Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. nice article great post comment information thanks for sharing.
    หนังใหม่

    ResponderEliminar