miércoles, 2 de mayo de 2012

En la playa sol y pájaros...

Ayer aproveché el buen tiempo que nos hizo para darme un paseo por la Playa del Camello y ver las aves que se mueven por la zona, como los vuelvepiedras, que ya lucen su precioso plumaje estival.

Vuelvepiedras

Este lugar, con abundantes zonas rocosas intercaladas con arenales, brinda grandes oportunidades para la observación de esta especie.

Típico lugar en el que ver vuelvepiedras

Si a ésto le unimos que son más confiados si cabe que las propias palomas, el disfrute está asegurado. Sin duda son de las limícolas más bonitas que hay...

Vuelvepiedras

Entre todos los ejemplares que vi detecté varios que aún no habían mudado el plumaje, por lo que pude comparar unos con otros al mismo tiempo. 


Vuelvepiedras con plumaje de invierno


Vuelvepiedras con plumaje de verano

A éste hoy no me lo esperaba. Sólo detecté un ejemplar.



Correlimos oscuro

En un islote rocoso localicé un ejemplar adulto de cormorán moñudo.

Cormorán moñudo

Y cómo no gaviotas patiamarillas, las dueñas indiscutibles de la playa.

Gaviota patiamarilla

A la sombra del espigón los vuelvepiedras seguían con su actividad, buscando sin descanso algo que echarse al pico, pequeños invertebrados en su mayoría.

Vuelvepiedras

A este estornino se le cayó la ceba que portaba en su pico en la playa, y un vuelvepiedras que andaba cerca no dudó en intentar arrebatársela, enfrentándose en una carrera que fue corta pero intensa...


Finalmente el estornino recuperó lo que era suyo y al vuelvepiedras no le quedó otra que continuar procurándose su propio alimento.


Estas limícolas tienen recursos de sobra para no pasar hambre. Habitualmente se suben al paseo de la playa en busca de algo que comer.



No tienen ningún reparo en pasearse entre la gente buscando cualquier alimento que se les pueda caer, por lo general migas de pan y cosas similares.


Y amplían horizontes dándose carreritas por el apacarcamiento, generalmente cruzándolo para llegar a la terraza de alguna cafetería y unirse a los gorriones. Podéis verlo en otra entrada que publiqué en el blog pinchando aquí.


Dentro de poco se irán rumbo al norte para sacar adelante su descendencia en las costas rocosas escandinavas, y nuestras playas se quedarán sin uno de sus habitantes más carismáticos. Pero será por poco tiempo...

Vuelvepiedras

12 comentarios:

  1. Hasta este año no los había visto y me sorprendió que uno de los vuelvepiedras se paseara entre la gente...y yo pensando que ese se había perdido. Ahora, ya sé que son demasiado confiados.

    ResponderEliminar
  2. Cada uno conservamos un recuerdo diferente de estas preciosas aves.
    Hace años, de vacaciones en Ribadeo, cuando ojolinceysra. comenzábamos con esta afición pajarera, paseando por la pedregosa Praia Rocas Brancas, nuestra observación nos llevó a exclamar... ¡Pero mira esos pájaros cómo vuelven las piedras!
    Les has hecho un bonito y merecido reportaje.
    Un saludo desde Pucela.

    ResponderEliminar
  3. Buenos reuerdos me trae esa playa.
    Los vuelvepiedras son una gozada y el oscuro tambien.
    Un saludo Alberto.

    ResponderEliminar
  4. Buenas fotos,Me es familiar esta entrada. Creo que los oscuros están siguiendo los pasos de los vuelvepiedras. Saludos

    ResponderEliminar
  5. ¡Vaya reportaje le has hecho al vuelvepiedras! Muy guapas las fotos y muy buena la comparación de plumajes. Fascinante el paisaje de la costa cántabra.
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  6. Muy bonitas imágenes.. Pero bueno qué pasa allí con los Vuelvepiedras que entran a los restaurantes???.. Qué peligro que tienen.. :-).. Felicidades por la fotos..

    ResponderEliminar
  7. me encantan los vuelvepidras nupciales!!

    Qué suerte tienes de tenerlos tan cerca!

    buenas fotos


    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Hola Alberto, como me gusta ese cambio de plumaje, muy bueno al observar al correlimos, la de la gaviota en vuelo me gusta, ya sabes que me fascinan esas fotos jajaja.
    Un abrazo amigo. Buena entrada
    Lolo

    ResponderEliminar
  9. Muy buenas Egoitz y yo tambien andamos detras de ellos aqui en Getxo algunos todavía tienen el plumaje de invierno, bonitas fotos.
    salu2

    ResponderEliminar
  10. preciosos los vuelvepiedras con su plumaje de cortejo
    y los correlimos oscuros
    muy buena serie
    saludos

    ResponderEliminar
  11. QUE CHULOS, PARA MI SON EXOTICOS TOTAL!
    POR CIERTO HE VISTO LA FOTO...QUE TAL VA LA CAJA LECHUZERA??
    SALUDOS CAMPEROS!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No puedo asegurarlo, pero en principio no perece ocupada. Sin embargo se mete por la ventanita que hay al lado, pues deja egagrópilas dentro, así que verla la ha visto. Si no cría para el año que viene la meteré dentro, que habrá más posibilidades. Por cierto, vigila tus cajas que por aquí ya van llegando los autillos!
      Un saludo

      Eliminar